Proyecto Illinois Early Learning


http://illinoisearlylearning.org/index-sp.htm
septiembre de 2008El aprecio de la naturaleza y los niños pequeñosValerie Keener, Administradora de la División de Educación del Departamento de Recursos Naturales del Estado de Illinois
Tengo una pregunta general. Muchos niños preescolares de mi programa parecen ‘adictos’ a toda cosa electrónica, porque las observan en la cultura popular y en la casa. ¿Cómo puedo animar a estos niños a estar igualmente fascinados con la naturaleza?

Respuesta:Para que los niños puedan entusiasmarse con la naturaleza, necesitan la oportunidad de experimentarla. Aunque es importante que aprendan habilidades relacionadas a las computadoras, un estilo de vida equilibrado también incluye tiempo para los juegos y la exploración en ambientes naturales. Puede que usted sea la única persona con quien los niños cuentan para llevarlos afuera en forma regular para participar de actividades no estructuradas. Los padres de familia están muy ocupados con cosas que les exigen su tiempo. Usted tiene la oportunidad de presentar a los niños algo que muchos han experimentado raramente y que les encantará una vez que lo prueben. Estar al aire libre puede estimular su curiosidad innata sobre el mundo natural, y tanto usted como ellos pueden participar en experiencias de aprendizaje y actividad física. Es posible lograr que un orador presente a los niños algún programa sobre la naturaleza o que miren un vídeo sobre temas de la naturaleza, pero a menudo gozan más haciendo sus propios descubrimientos en su localidad. Estos hallazgos a menudo estimulan más preguntas y aprendizaje, así como el deseo de seguir visitando el mundo natural. También es posible superar el temor a los espacios naturales.

Aun si usted no cuenta con muchos espacios verdes, puede ser una experiencia muy positiva dar paseos al aire libre con los niños y enseñarles a observar cosas. Provóquelos a usar sus sentidos (con la excepción del gusto) para descubrir las plantas, insectos, aves y animales salvajes en los paseos diarios o durante una visita a un parque o un jardín. Otra posibilidad es intentar hallar animales o insectos que viven adentro y luego compararlos con los animales e insectos que viven afuera en la zona local. Mediante esta investigación básica de seres vivos, se pueden enseñar conceptos tratados en las Pautas de Aprendizaje Infantil de Illinois sobre las artes lingüísticas, ciencias e idiomas extranjeros (al aprender los nombres de los pajaritos en otras lenguas). No se preocupe por ser experto sobre todo lo que halle. La meta es tomar conciencia y usted puede aprender junto a los niños. Si le interesa algún tema de los recursos naturales, como por ejemplo las aves, con el entusiasmo propio podrá despertar el entusiasmo en los niños.

Yo cuido en mi casa un grupo de niños de múltiples edades. Los ocho niños típicamente tienen edades entre 18 meses y 6 años. ¿Tiene usted algunas sugerencias para actividades de la naturaleza que pueden ser desarrolladas por un grupo de niños de estas edades?

Respuesta:Aunque los niños de su programa son pequeños, pueden aprender unos de los otros. Los niños mayores pueden aprender conceptos más avanzados y enseñarlos a los niños más pequeños. Por ejemplo, digamos que usted quiere que sus niños aprendan sobre los árboles y los animales que los habitan. Se podría construir un árbol de papel o de cartón y disponer o construir títeres para representar los animales que pueden vivir en el árbol. Los alumnos mayores podrían desarrollar un cuento y actuarlo para entretener a los niños más pequeños, que también podrían participar en la actuación. Al final, todos podrían dar un paseo entre los árboles y buscar animales o indicios de que han pasado por allí (por ejemplo, frutas u hojas parcialmente comidas, plumas, piel de una culebra, un nido). ¿Han encontrado los niños otras especies salvajes que no figuraron en el cuento?

Los juegos no estructurados en ambientes naturales representan una de las mejores maneras para que todos los niños aprendan. Pueden hacerle muchas preguntas, y está bien si usted no tiene todas las respuestas; puede aprender junto con ellos. También podrían jugar un juego de buscar cosas de una lista, y en este caso también los niños mayores y menores pueden trabajar en equipos. La “adopción” de árboles cercanos les infunde un sentido de responsabilidad a los niños, ya que pueden seguir con regularidad el progreso del árbol ‘propio’. Se puede traer la naturaleza adentro al arreglar una caja de compostaje, o terrario, con lombrices. A los niños de cualquier edad les gusta mirar las lombrices mientras convierten el material orgánico en abono. Se puede asignar a los niños mayores alguna responsabilidad relacionada a mantener la caja de compostaje. Un proyecto muy valioso es plantar semillas que crecerán en un jardín para mariposas o un jardín de vegetales, al que se puede incorporar el abono generado por las lombrices. Los niños pueden ser los responsables de cuidar las plantas adentro, plantarlas afuera y luego observarlas y mantenerlas. Aun si usted cuenta con muy poco espacio disponible, casi siempre se puede encontrar espacio para unas pocas flores. Estas pueden crecer en recipientes, si fuera necesario.

Nuestro programa preescolar está ubicado en el centro de la ciudad. Tenemos muy poco espacio verde alrededor de nosotros, y el parque más cercano queda a varias millas. ¿Cómo puedo ayudar a estos niños a apreciar el mundo natural cuando no ven nada más que el cemento?

Respuesta:Los animales, las aves y los insectos se hallan por doquier, aun en el centro de la ciudad. Estimule a sus alumnos a hallar estas criaturas en sus entornos. Las arañas y algunos insectos, como las hormigas, son fáciles de encontrar y fascinan a los niños. Estos no necesitan ser peritos en la identificación de especies, ni tampoco deberán tocar a los animales. Simplemente pregúnteles si pueden hallar seres vivos, tanto adentro como afuera, para observarlos. Los niños aprenderán pronto que las plantas, animales, aves e insectos estarán presentes solo si encuentran un buen hábitat. Todos los organismos precisan de alimento, agua, albergue y espacio. Lleve a cabo esta actividad a menudo en todas las estaciones del año. Mantengan registros de lo que se observa cada vez, y pida que los niños apunten y expliquen cambios de una estación a otra.

Tal vez sea buena idea hallar un árbol que los alumnos podrían ‘adoptar’. Pueden visitar el árbol y observarlo en varios momentos del año. Usted necesitará el permiso del dueño del árbol para acercarse a él, a menos que esté ubicado en un lugar público. Los niños pueden tocar, oler, ver y escuchar para observar todo acerca de su árbol y los seres vivos que lo habitan y lo usan. Incorporar los estudios del árbol a la materia de artes lingüísticas también ofrece muchas posibilidades.

Puede ser muy provechoso atraer a los animales, aves o insectos a su sitio. En un espacio tan pequeño como un metro cuadrado, usted y sus alumnos pueden desarrollar un hermoso jardín para mariposas que atraerá a muchas especies. Los niños pueden aprender mucho al participar en preparar el suelo y plantar las semillas. Hemos trabajado con muchos niños en los grados primarios que no se habían ensuciado las manos nunca ni tocado una lombriz. Al participar en el proyecto, los niños llegarán a sentirse responsables del jardín. Podrán observar el crecimiento y florecimiento de plantas y también las etapas del ciclo de vida de las mariposas.

Dar de comer a pajaritos también puede ser fascinante, pero será costoso y habrá que limpiar mucho. Será preciso limpiar regularmente las semillas caídas y las heces de los pajaritos debajo del comedero. No se debe permitir que los niños jueguen cerca del comedero. Sin embargo, mirar las aves, sobre todo durante el invierno, puede entusiasmar a los niños. Los comederos para colibríes no son muy caros. Usted puede preparar su propio alimento para colibríes, y es un deleite observar los hábitos de estos pajaritos. Solo se pueden observar entre abril y finales de septiembre, pero su llegada en la primavera y su partida en el otoño pueden estimular discusiones sobre los cambios de las estaciones y las reacciones de ciertas especies ante dichos cambios.

Las cajas para nidos de ratonas pueden construirse con madera, calabazas secas u otros objetos. Las ratonas son pajaritos pequeños y fácilmente pueden observarse en ambientes urbanos. Las cajas para nidos de otras especies también pueden usarse para atraer pajaritos.

He trabajado con varios niños que tienen miedo a los insectos, sobre todo a los que vuelan. Creo que los maestros ven esto a menudo en niños que crecen en zonas urbanas desventajadas sin parques ni jardines, y con niños que han venido acá desde otros países donde los pajaritos son diferentes. He visto a niños correr para escaparse de las mariposas, asustados de ser lastimados. Y no quieren ir a ninguna parte donde pudieran encontrar estos pajaritos. A veces es útil decirles: “Esto no te hará daño. Es una mariposa o libélula (o lo que sea)”. Pero con esto no siempre se logra tranquilizarlos. ¿Qué sugiere usted que hagamos los maestros cuando el temor a los insectos impide que un niño quiera salir al aire libre?

Respuesta:Los niños suelen imitar a los adultos. Si usted es muy sensible a los insectos, los niños también lo serán. Si los niños carecen de información, la falta de entendimiento puede originar el temor. Enséñeles información básica sobre lo que son los insectos y permita que conozcan algunos tipos generales de insectos antes de salir. Hay muchos libros infantiles excelentes sobre los insectos, y existe una gran variedad de ellos en Illinois. Cuanto más saben los niños, mejor preparados estarán cuando salgan. También podría ser buena idea hacer una actividad en que los niños construyan un modelo de un insecto con los segmentos de su cuerpo, o que hagan de cuenta que son un insecto al fijar antenas, alas y un par de patas de papel duro a sus cuerpos. Pídales que expliquen cómo se sentiría ser un insecto por un día, o predecir los tipos de insectos que se verán al decirle el nombre de cada uno y dibujarlo. Después del paseo al aire libre, verifique si sus adivinanzas fueron correctas.

Los niños deberán respetar los insectos y evitar tocarlos ya que algunos insectos pican y causan escozor. Sin embargo, por lo general los insectos que pican tienen que ser provocados de alguna manera antes de picar. Se deberán evitar los cuentos que representan a los insectos con características humanas o comportamientos ajenos a los insectos. El Departamento de Recursos Naturales de Illinois ofrece paquetes de actividades acerca de arañas e insectos de Illinois, Illinois Insects and Spiders Resources Trunks, que se pueden tomar prestados en todas partes del estado. Cada paquete contiene muchas cosas que usted puede utilizar para enseñar los insectos a los niños. Visite Illinois’ Insects and Spiders Trunks para hallar más información.

No tengo muy claro lo que quiere decir ‘el aprecio de la naturaleza’. ¿Es aprecio diferente de simplemente aprender sobre las plantas y los animales, o cree usted que este conocimiento produce el aprecio?

Respuesta:Es posible aprender sobre la vida salvaje y las plantas sin apreciarlas. El aprecio puede nacer del aprendizaje, pero la experiencia intensifica mucho el aprecio. Al utilizar su sentido del tacto (cuando es apropiado), el olfato, el oído y la vista, los niños llegan a comprender mejor cómo viven estos organismos. Así llegan a respetar a los seres vivos con los que comparten este planeta. A lo mejor descubrirán que hay muchas más cosas vivas en sus entornos que lo que habían pensado. Los vídeos, los libros y el juego de fantasía pueden permitir que los niños aprendan sobre animales que tal vez no se encuentran muy cerca, pero por otro lado, las ardillas que viven en el barrio pueden observarse todos los días, de modo que se incorporen a la vida diaria de los alumnos. En este caso también, los niños llegan a sentirse responsables de cuidar la naturaleza, así que aprenden a apreciarla, a medida que participan en tales actividades. Puesto que los niños serán los futuros cuidadores de nuestro medio ambiente, es esencial que lo conozcan y lo cuiden.

Creo que es importante estudiar nuestro mundo natural, pero en mi programa preescolar se espera que enfaticemos la lectura y la matemática. ¿Hay maneras eficaces de practicar estas habilidades a la hora de aprender sobre la naturaleza?

Respuesta:Claro que sí. La lectura y la matemática fácilmente pueden incorporarse a las lecciones interdisciplinarias acerca de la ciencia y la naturaleza. Hay muchos libros infantiles de no-ficción y de alta calidad sobre temas relacionados a la naturaleza, con fotografías e ilustraciones maravillosas. Las Pautas de Aprendizaje Infantil de Illinois de las artes lingüísticas (sobre todo el Objetivo Estatal 1 y sus Pautas de aprendizaje A, B y C) son las más apropiadas para aplicar la lectura y los cuentos sobre la naturaleza. Los alumnos también pueden participar en actividades de escritura relacionadas a la naturaleza y presentar sus escrituras ante la clase (Objetivo Estatal 3, Pautas de aprendizaje A, B y C). Si fuera posible dar un paseo por la naturaleza con los alumnos o dejar que exploren un parque o patio de recreo, pueden narrar estas experiencias de variadas maneras relacionadas a las artes lingüísticas y la lectura. Las observaciones de comederos de pajaritos, pilas con agua donde los pájaros se refrescan, jardines para mariposas, árboles u otras formas de vida salvajes pueden estimular mucho la creatividad.

Muchos objetos naturales pueden usarse al enseñar conceptos matemáticos. Las hojas se encuentran en todas partes. Pueden contarse, clasificarse según la forma y/o el color, y medirse. Aun las hojas de un solo árbol pueden ser muy variadas. Puede interesar a los niños el que no todas las hojas de un árbol sean idénticas. Hallarán hojas afectadas por enfermedades, así como por insectos y animales. Si usted se vale de un árbol que los alumnos han ‘adoptado’, los ejercicios tendrán más significado. Los frutos secos, las semillas y las conchas también pueden usarse en actividades de matemática si están disponibles. El uso de objetos naturales puede despertar el interés para estudiar más estos objetos. Tenga en cuenta que el mundo natural incluye el suelo, las rocas, el clima y muchas más cosas que no podemos ver. Es muy fácil medir la lluvia y/o la nieve que cae a lo largo del año.

Los Baúles de Actividades (“Resource Trunks”) del Departamento de Recursos Naturales de Illinois, ¿se ofrecen a clases preescolares, y son apropiados para niños de esta edad?

Respuesta:Los Baúles de actividades se ofrecen prestados a todos los educadores.

Se trata de recipientes grandes de plástico que contienen objetos particulares al medio ambiente de Illinois que se pueden levantar y tocar, para suplementar las lecciones. El baúl de Árboles de Illinois y el de Aves de Illinois fueron diseñados para incluir recursos específicos destinados al uso en el nivel preescolar. Estos dos baúles, así como los de Personas y animales históricos de Illinois, Mamíferos salvajes de Illinois y Arañas e insectos de Illinois, abarcan lecciones y recursos alineados a las Pautas de Aprendizaje Infantil de Illinois. Si se visita el sitio de Internet que se menciona más arriba, se encontrarán enlaces a los siete baúles y fotografías de algunos de sus contenidos. También se podrá repasar la lista completa de los contenidos.

Los baúles se diseñaron para servir como suplementos y también para ser utilizados por sí mismos. No hay por qué limitarse a utilizarlos con el grado sugerido. Por ejemplo, si se están estudiando los fósiles y alguien lleva un fósil a la clase, puede que los alumnos se fascinen y deseen ver más. El baúl de Fósiles de Illinois contiene especímenes de fósiles que los alumnos pueden tocar y observar. También tiene moldes de fósiles para hacer réplicas de fósiles con yeso y colorearlas o pintarlas. Aunque las lecciones del baúl están destinadas a alumnos de un grado mayor, tienen sin embargo componentes que pueden ser útiles para clases preescolares.

Cada baúl tiene varios componentes populares que se pueden levantar y tocar. Cráneos, pelos y réplicas de las huellas de animales en el baúl de Mamíferos salvajes de Illinois provocan asombro y curiosidad. El baúl de Aves de Illinois contiene pajaritos de peluche que cantan. El de Arañas e insectos de Illinois contiene equipos para capturar y observar estos pajaritos sin hacerles daño. El baúl de Árboles de Illinois contiene hojas secas, semillas, ‘galletas’ rebanadas de árboles, y muestras de madera. Se puede explorar también el baúl de Personas y animales históricos de Illinois con réplicas de mamutes y mastodontes (y de sus dientes), así como alimentos, juegos y réplicas de objetos de cerámica de los amerindios. Todos los baúles incluyen carteles laminados, libros de cuentos, libros de guía para identificar especies salvajes, vídeos, CD-ROM y lecciones.

Los baúles se ofrecen en todas partes del estado mediante un sistema de sitios donde se pueden tomar prestados. Refiérase a la página de Internet mencionada más arriba para hallar información de contacto. Los baúles deberán recogerse y devolverse en el sitio indicado. No se cobra por su uso, aunque algunos sitios pueden pedir una cuota que se devolverá una vez que el baúl se devuelva. Se sugiere un plazo de 2 semanas para tomarlos prestados.

Para más información:

He pensado en recoger algunas criaturas salvajes de Illinois para mantenerlas en el salón de clases por un tiempo, como por ejemplo, un sapo o una rana, o una gran araña del tipo “orb-weaver”. Pero no estoy convencida de llevarlos adentro. Más que nada, me preocupa que mueran a causa de una falta en su dieta, o porque no puedan cavar en la tierra, o alguna clave de su supervivencia de la que no estoy al tanto. ¿Hay algunas reglas, o algo que usted recomendaría, acerca de llevar pajaritos pequeños adentro para que los niños los observen de cerca?Respuesta:Llevar criaturas salvajes al salón de clases es una manera estupenda de enseñar a los niños sobre las varias especies, ya que estos pueden observarlas de cerca para ver sus características y comportamientos. La curiosidad innata de los niños puede estimularlos a hacer preguntas y aprender más. Pueden empezar a apreciar estas criaturas y, en algunos casos, pueden perder su temor a ellas.

Sin embargo, usted tiene razón en preocuparse. Los niños necesitan darse cuenta que el “hogar” de los animales campestres no es el salón de clases. El comportamiento de criaturas cuando están en cautiverio tal vez sea diferente al comportamiento en su hábitat natural. Es muy difícil satisfacer  todas las necesidades para que un animal siga vivo, sobre todo durante períodos largos como días festivos y vacaciones. Algunos animales experimentan cambios de una estación del año a otra, los cuales se necesitan tomar en consideración.

Sin embargo, habrá pocos problemas en mantener algunas especies salvajes en el salón de clases durante un par de días. Un recipiente de observación hecho de plástico o de cristal servirá bien, con tal que el animal tenga espacio para desplazarse libremente así como acceso al alimento y agua. Pero siempre es necesario tener cuidado al utilizar recipientes de cristal cerca de los niños pequeños. El recipiente no solo puede quebrarse y posiblemente lastimar a alguien y/o el animal que se observa, sino que también este puede escaparse si el cristal se quiebra. Se necesita una pantalla o tapa con huecos para cubrir el recipiente firmemente, para que el aire pueda entrar pero sin brechas que permitan que la criatura se escape del recipiente. Usted necesitará saber qué darle de comer al animal y dónde obtener el alimento. Las heces deberán sacarse rápidamente sin dejar que se acumulen. Si se trata de una especié acuática, necesitará nadar en agua del hábitat de donde se sacó, no en agua potable. No saque agua directamente de la canilla para dar de beber a estos animales, en cambio, permita que el agua de la canilla permanezca en un recipiente abierto durante la noche antes de ofrecerla a los animales salvajes.

Los siguientes animales fácilmente pueden mantenerse en el salón de clases durante un par de días: sapos, tortugas de caja, culebras pequeñas no venenosas, arañas, caracoles, crustáceos de agua dulce, renacuajos, salamandras e insectos (con la excepción de avispas, abejas y otros que pican). Los animales que no deben mantenerse en el salón de clases incluyen los mamíferos salvajes y las aves. Muchas especies nativas de peces son predadores y necesitan que se los alimente con peces de otras especies. Puede ser difícil encontrar dichas especias de presa. Las mariposas adultas no medran en cautiverio. Si necesitan comer (algunas mariposas adultas no comen), requieren néctar. Independientemente de si el adulto come, a menudo sus alas son dañadas cuando intenta volar en el recipiente. Se pueden comprar o construir albergues grandes para mantener mariposas, pero en la mayoría de los casos esto no es factible. Puede ser buena idea criar orugas de mariposa. Es necesario proveerlas con el alimento adecuado, pero es fascinante observar su transformación en la etapa de pupa. Cuando emergen de la pupa, sin embargo, será necesario soltarlas en cuanto estén listas para volar. Al final de la observación, se deberá devolver el animal al lugar donde fue capturado y soltarlo.

No es buena práctica tocar a los animales salvajes. Tenga en cuenta que algunos animales pican, muerden o tienen otros comportamientos de defensa si se intenta tocarlos. Las acciones de las personas son una amenaza, y los animales reaccionan para protegerse. Al tocar especies salvajes, también se les puede transmitir factores que provoquen una enfermedad, sobre todo en la piel.

Si le interesa mantener en cautiverio a animales por un largo plazo, las lombrices son fáciles de estudiar. También se pueden utilizar para producir el abono para cualquier planta que usted quiera cultivar con los niños, como por ejemplo, flores para un jardín de mariposas. Las lombrices son fáciles de mantener. El Departamento de Comercio y Oportunidad Económica de Illinois ofrece un programa de compostaje con lombrices (“Eeek! There's a Worm in My Room!” en inglés) que puede ayudarlo a comenzar esta actividad.

Para más información:

  • ISTEP Educational Demonstration Cases
    http://www.commerce.state.il.us/dceo/Bureaus/Energy_Recycling/ Education/ISTEP_cases_program.htm
  • How do you compost a vermi? What is a vermi, anyway?
    http://www.illinoisbiz.biz/NR/rdonlyres/25EFECD6-F8FA-496C-A2BE-76B6CF576E43/0/Eeekbrochure.pdf

Mi esposo y yo queremos llevar de ‘camping’ a nuestros nietos. Sería la primera vez que estos han ido de camping. Les encanta estar afuera en el bosque, la pradera o el parque de árboles, pero han tenido pocas oportunidades para ir a tales lugares. Tienen 5 años y medio, 4 años y medio, y 3 años. ¿Qué sugerencias tiene usted para nosotros? O en cambio, ¿deberíamos esperar hasta que los niños sean mayores para ir de camping?

Respuesta:No hay por qué esperar. Cuanto más los niños pequeños salen a la naturaleza, mejor. También es muy provechoso pasar un rato con la familia, y los niños tendrán gratos recuerdos de la experiencia. Pueden contar con ustedes para contestar sus preguntas, aliviar sus temores y servirles de ejemplo. Ustedes necesitarán mostrarles las actividades apropiadas para el sitio donde irán de camping, de modo que dénles muchas opciones. Estoy segura de que encontrarán mucho que estimulará su curiosidad. Parece que a los niños a menudo les fascinan los animales, y que pueden interesarles los árboles y demás plantas. Pero me pregunto cómo despertar su interés en las rocas, que también forman parte del mundo natural pero no parecen ser tan intrigantes (tal vez porque no se ven preciositas y peludas, ni tienen flores bonitas). ¿Tiene algunas sugerencias?

Respuesta:Los niños tal vez hayan tenido muy poca experiencia con los recursos geológicos. Aunque ven plantas y animales a sus alrededores, las rocas simplemente no se hallan al alcance de muchos niños. Hace tiempo las carreteras rurales y los caminos de entrada de los garajes estaban empedrados con grava. La grava se draga de los lechos de ríos o de antiguos lechos de ríos, y está llena de rocas y fósiles. Los niños que vivían en tales zonas podían salir por la puerta y llenar un cubo con rocas en cualquier momento. Puede ser muy divertido encontrar fósiles y geodas en la grava. Hoy, en cambio, casi todas las carreteras están pavimentadas y el acceso a las rocas naturales puede ser casi imposible.

Para empezar, se puede informar a los niños sobre las rocas, los minerales y los fósiles. El Departamento de Recursos Naturales de Illinois ofrece un afiche sobre las rocas y los minerales de Illinois, que se puede pedir por Internet. Tiene fotografías de varias rocas, minerales y fósiles que se encuentran en nuestro estado. Al dorso del afiche se presenta información que se puede usar para la instrucción sobre las rocas y los minerales. La agencia geológica, Illinois State Geological Survey, ofrece también recursos para maestros, en particular un equipo de 35 rocas y minerales de Illinois. El equipo se ofrece a maestros y grupos educativos, junto con dos publicaciones sobre rocas y minerales, y se puede pedir dirigiendo a la agencia una carta, escrita en papel oficial de la entidad. Se limita un equipo por pedido, a menos que se quiera comprar más. Véanse los detalles bajo el enlace de “Recursos para la instrucción de geología 2006”. La página de Internet de la Oficina de Minas y Minerales del Departamento de Recursos Naturales de Illinois contiene enlaces a muchas herramientas instructivas, además de información sobre Rock and Mineral Trailer, exhibición móvil sobre rocas y minerales. Varias actividades enlazadas a esta página relacionan las rocas y los minerales con productos que se encuentran en casa. Para los niños, la experiencia de ver rocas y minerales para luego encontrar productos elaborados con ellos, puede ser muy iluminadora. También hay muchos clubes geológicos y sociedades de gemología en todas partes del estado. El invitar a la clase a un orador que pueda traer ejemplares de rocas o minerales, puede ser un evento positivo que fomente la conciencia y el aprecio por el tema.

Para más información:

Ya que muchos animales, plantas e insectos están al borde de la extinción, ¿puede usted ofrecerme algunas sugerencias sobre maneras en que yo, como maestra de pre-kindergarten, pueda ayudar a mis alumnos a entender la importancia de lo que hacen, aún a sus 4 ó 5 años de edad, para proteger a su medio ambiente?

Respuesta:Es importante que los niños sepan que sus acciones tienen un impacto y que cuando todos colaboramos para alcanzar una meta común, más progreso se logrará. Una de las maneras más fáciles de demostrar que los niños pueden tener un impacto es reciclando la basura. Al mantener un registro de lo que reciclan, usted puede mostrar a los niños diariamente lo que han logrado para conservar los recursos. Si los niños mantienen el registro durante un período largo, también pueden aplicar habilidades y conceptos matemáticos. Una visita a un centro de reciclaje puede demostrarles lo que resulta cuando mucha gente ayuda a conservar nuestros recursos naturales. Una visita a un vertedero de basura puede demostrarles lo que pasa con los objetos que no se reciclan y puede estimular discusiones sobre por qué algunas personas no reciclan y los efectos que esto tiene en los vertederos.

Otra manera de hacer que los alumnos participen activamente en temas de la naturaleza es haciendo que cultiven plantas que atraerán a especies salvajes locales. Hasta un pequeño jardín para mariposas puede proporcionar alimento, albergue y espacio para mariposas adultas y larvas. Los alumnos podrán seguir y registrar las especies que el hábitat atrae y compararlas con las especies salvajes que veían en esta área antes de la creación del jardín.

Si usted cuenta con suficiente espacio para construir e instalar casitas para ratonas, los niños pueden tener otra oportunidad para ver cómo sus acciones resultan ventajosas para las criaturas salvajes.

Además de estudiar las rocas como parte del mundo natural, ¿qué tal la tierra o el suelo? Me parece que algunos de mis niños están como asustados de ensuciarse las manos cuando sembramos una semilla o estudiamos lombrices. Me gustaría ayudarlos a aprender que no toda la tierra es igual y por qué la necesitamos.

Respuesta:Para aprender sobre la tierra, usted podría empezar con una actividad para hacerlos tomar conciencia del tema. Pida que los niños completen esta frase: “Si no hubiera tierra en el suelo,               ”. Puede que los niños ofrezcan pocas respuestas, pero esto está bien. Llévelos afuera para dar un paseo y pida que le demuestren dónde está el suelo y qué parece contener. Saque unas pocas conclusiones generales. Entonces, obtenga al menos tres tipos de tierra. La tierra recogida de un césped o jardín privado, un bosque y un pantano servirían bien, pero también hay otros muchos tipos. No olvide obtener permiso primero. Pida que los niños toquen, huelan y miren la tierra, y hagan comparaciones. Ahora pida que busquen criaturas vivas en las muestras de tierra. Usted necesitará proveer algunas lupas. Después de que los niños hayan experimentado con la tierra, pida que completen otra vez la frase “Si no hubiera tierra en el suelo,                     ”. Otros recursos para enseñar los tipos de suelo pueden obtenerse (en inglés) de la Asociación de Distritos de Conservación de Tierra y Agua de Illinois y el Servicio de Conservación de Recursos Naturales.

Para más información:

Renuncia de responsabilidad legal

Las opiniones, recursos y referencias ofrecidas en el sitio Web de IEL se ofrecen con la intención única de proveer información y no con ninguna intención de sustituir los consejos médicos o legales, u otros servicios apropiados. Lo animamos a buscar ayuda directa local de un profesional capacitado, si es necesario, antes de tomar acción.

El contenido del sitio Web de IEL y las sesiones de Chateo de IEL no necesariamente refleja los puntos de vista ni las políticas del Proyecto de Aprendizaje Temprano de Illinois (Illinois Early Learning Project), la Universidad de Illinois en Urbana-Champaign, o la Junta de Educación del Estado de Illinois; ni tampoco implica un endoso por el Illinois Early Learning Project, la Universidad de Illinois en Urbana-Champaign, o la Junta de Educación del Estado de Illinois la mención de productos o nombres comerciales u organizaciones.

NOTA: En esta página pueden encontrarse publicaciones que están disponibles como archivos del formato PDF. Para poder leer estos archivos, baje el programa gratuito Adobe Reader