El cuidado colaborativo. Equipos que apoyan a niños pequeños con discapacidades

adult and child in playroom

Como la mayoría de las familias, las que tienen hijos con discapacidades se valen de diversos programas de cuidado y educación infantil, como el cuidado basado en centros o en hogares, para satisfacer sus necesidades y proporcionarles a sus hijos experiencias de aprender valiosas e inclusivas. Esto les ofrece también experiencias valiosas a los profesionales del cuidado infantil, al personal de la intervención temprana y a los maestros de educación especial para trabajar en conjunto.  Para aprender más sobre la inclusión, vea el informe Inclusion of Children with Disabilities in Early Childhood Programs de los Departamentos de Educación y de Salud y Servicios Humanos de EE.UU.

No obstante, con frecuencia las familias y los profesionales encuentran dificultades a la hora de colaborar entre sí para incluir de manera significativa a niños con discapacidades en los programas para niños pequeños. En esta entrada del blog, presentamos estrategias para desarrollar mejor las relaciones entre profesionales para que los bebés y niños pequeños con discapacidades puedan aprender en ambientes naturales, dentro de rutinas diarias y con personas y materiales de confianza.

Definiciones

Ya que algunos lectores de este blog tal vez no conozcan muy bien el tema, vamos a comenzar con algunas definiciones importantes para poner el escenario.

  • Cuidado y educación infantil: programas públicos, privados o comunitarios para niños pequeños entre el nacimiento y los 5 años de edad, entre ellos el cuidado basado en centros y en hogares, Early Head Start, Head Start y programas de centros religiosos o universitarios.
  • Intervención temprana (E.I., siglas en inglés): servicios para niños con discapacidades y retrasos en el desarrollo entre el nacimiento y los 3 años, incluyendo servicios para sus familias. En muchos casos los servicios incluyen patología del habla y lenguaje, terapia física, servicios para el comportamiento y otros. Estos servicios son provistos según la Parte C de la ley Individuals With Disabilities Education Act (IDEA, siglas en inglés).
  • Planes de Servicios Individuales para Familias (IFSP, siglas en inglés): planes o documentos que describen el desarrollo actual del niño, los objetivos o resultados para el próximo año, y estrategias o servicios para ayudar al niño y a su familia a alcanzar los objetivos.
  • Visitas de intervención temprana: visitas de profesionales de intervención temprana (por ej., terapeuta del desarrollo, patólogo del habla y lenguaje) al hogar de una familia, al programa de cuidado o a otro lugar en la comunidad para proveer servicios destinados a apoyar el IFSP de un niño y su familia. Durante estas visitas los profesionales de E.I. entrenan a los cuidadores y familiares para ayudar a los niños a aprender y crecer.

Para ver cómo se actualiza la E.I. en el cuidado infantil, vea Natural Partners in Natural Environments.

Las relaciones y la comunicación de alta calidad entre el cuidado infantil y los profesionales de E.I.

Ahora que hemos repasado las definiciones, vamos a considerar cómo ‘se juntan’ todos los componentes del sistema.

En la mayoría de los casos no se invita a las reuniones del IFSP a los profesionales de cuidado infantil ni se los incluye en el planeamiento de las visitas de E.I., particularmente en los programas basados en centros. Por lo tanto, es posible que ni los cuidadores de niños ni los profesionales de E.I. estén seguros sobre cómo colaborar en los programas de cuidado y educación infantil. Por esta razón los profesionales pueden percibir las visitas de E.I. como una fuente de caos y distracciones. Aunque la comunicación es clave para la colaboración exitosa de los equipos, las conversaciones importantes deben de programarse para momentos fuera del horario de las visitas de E.I. ya que los profesionales de cuidado tienen que atender las necesidades inmediatas en su programa. Así que cuando una familia decide tener las visitas de E.I. en un programa de cuidado y educación infantil, consideren las siguientes ideas:

  • El equipo del IFSP puede invitar a los profesionales de cuidado infantil a las juntas del IFSP.
  • Los profesionales de cuidado y educación infantil pueden programar juntas con los de E.I. antes de las visitas para hablar sobre cómo se va a realizar la E.I., las rutinas que estarán ocurriendo durante la visita y cómo los profesionales de cuidado pueden participar.
  • Los profesionales de E.I. pueden observar el programa antes de comenzar las visitas de E.I. a fin de comprender mejor la filosofía y las rutinas del programa y los horarios del personal.
  • Todos los profesionales deben de entender y seguir los procedimientos de confidencialidad y de compartir información dentro de su propio programa y su estado.

El uso de la E.I. en las rutinas y actividades del cuidado infantil

Como los niños aprenden mejor a través de las rutinas diarias y con personas conocidas, es provechoso que los profesionales de cuidado infantil comprendan las estrategias eficaces para los niños que reciben la E.I. para utilizarlas durante los días y las semanas que pasan entre las visitas de E.I. Evite tener las visitas de E.I. en un cuarto o área separada del programa de cuidado y educación, para hacerlas más prácticas para los niños, y para que las estrategias se puedan utilizar en un ambiente natural, durante las rutinas diarias y junto con los compañeros. Puede considerar las siguientes ideas:

  • Los profesionales de E.I. pueden dar modelos del uso de estrategias y describirlas a los profesionales de cuidado infantil, e invitarlos a practicarlas durante las visitas de E.I.
  • Los profesionales de cuidado infantil pueden compartir con los profesionales de E.I. los otros materiales y rutinas disponibles en varios momentos del día que a su parecer serían fáciles o difíciles de utilizar con dichas estrategias.
  • Los profesionales de cuidado infantil pueden compartir y dar modelos de estrategias a los familiares que tal vez no pueden estar presentes durante las visitas de E.I.

En conclusión, las visitas de E.I. realizadas en los programas de cuidado y educación infantil no solo son posibles, sino también son una experiencia común para niños, familias y profesionales. Esas visitas presentan a los bebés y niños pequeños con discapacidades una oportunidad valiosa de desarrollarse y aprender por medio de las experiencias significantes de la vida diaria. La colaboración creativa entre los profesionales de cuidado infantil y de E.I. puede tener un gran impacto en los resultados, no solo para niños y familias sino también para los profesionales.

Jenna Weglarz-Ward Jenna Weglarz-Ward

Jenna Weglarz-Ward ha sido profesora auxiliar en el Departamento de Educación Infantil, Multilingüe y Especial en la Universidad de Nevada en Las Vegas, especializada en la educación infantil y especial, desde que completó el doctorado en la Universidad de Illinois en 2016. Su investigación se enfoca en la inclusión de niños pequeños con discapacidades en programas de cuidado infantil al fortalecer las relaciones de colaboración con las familias y el desarrollo profesional.

(Biografía actualizada en 2021)

Recursos en Internet

Sobre este recurso

Este recurso va dirigido a:
  • Centro de cuidado infantil

Tipo de programa al que el artículo va destinado:
  • Padres, madres y familiares
  • Profesores e instructores

Edad de los niños sobre los que trata el artículo:
  • Menores de 3 años de edad

Revisado: 2021