La inclusión de niños menores de 3 años con discapacidades en el cuidado infantil

En este podcast hablamos con la Dra. Jenna Weglarz-Ward, profesora auxiliar de educación infantil y educación infantil especial en la Universidad de Nevada en Las Vegas. Nos cuenta sobre la inclusión de bebés y niños de 1 y 2 años con discapacidades y retrasos del desarrollo en programas de cuidado infantil.

Transcripción

Dra. Swartz: Gracias por sintonizar con nosotros para un podcast del Proyecto Illinois Early Learning. Nuestro proyecto integra el Departamento de Educación Especial en la Universidad de Illinois en Urbana-Champaign, gracias a fondos proporcionados por el Consejo Estatal de Educación de Illinois. En el presente podcast, les trasmitimos información sobre cómo crecen y aprenden los niños pequeños, además de estrategias que los adultos podemos aprovechar para ayudarlos a desarrollarse bien. Me llamo Rebecca Swartz, y soy integrante del personal del proyecto.

Dra. Swartz: Hoy damos la bienvenida a la Dra. Jenna Weglarz-Ward. Es profesora auxiliar de educación infantil y educación infantil especial en la Universidad de Nevada en Las Vegas. Está con nosotros para conversar sobre la inclusión de bebés y niños de 1 y 2 años con discapacidades y retrasos del desarrollo en programas de cuidado infantil.

¡Hola Dra. Weglarz-Ward! Nos entusiasma mucho que usted pueda acompañarnos para un podcast del Proyecto Illinois Early Learning. Gracias por unirse a nosotros para conversar sobre cómo incluir a niños menores de 3 años con discapacidades en ambientes del cuidado de niños. Entonces, ¡vamos a comenzar! ¿Podría contarme un poco acerca de sí misma y cómo llegó a interesarle este tema?

Dra. Weglarz-Ward: Sí, bueno, actualmente soy profesora auxiliar de educación infantil y educación infantil especial en la Universidad de Nevada en Las Vegas, pero antes que esto, y actualmente, tengo cuatro hijos y todos están inscritos en varias formas en un tipo de programa de cuidado infantil basado en la comunidad o programa preescolar. Y en realidad, dos también recibieron o servicios Parte C en intervención temprana o servicios Parte B para niños preescolares. Y entonces, mis propios hijos, cuando yo, cuando eran menores, participaban en programas de cuidado infantil y al mismo tiempo en programas de intervención temprana de educación especial. Entonces yo estaba, comprometida, más o menos, como madre.

Pero también, como era profesional durante aquel tiempo, trabajaba en un programa comunitario de cuidado infantil, un programa preescolar de medio día, y a muchos de los niños de mi programa, identificábamos que tenían retrasos del desarrollo o discapacidades, o cuando entraban ya se les había identificado con planes individuales de servicio familiar o programas educativos individuales. Y entonces, como profesional, yo también trataba de abordar las necesidades de, y más o menos cerrar la brecha entre la educación especial y el cuidado infantil.

Y cuando empecé mis estudios doctorales, y a investigar algunas de las áreas que me interesaban entre el cuidado infantil y la intervención temprana, en particular, hallé que había una brecha bastante significante en las investigaciones, especialmente con relación a bebés y niños de 1 y 2 años con discapacidades en el cuidado infantil, y entonces para entender mejor la perspectiva de los proveedores de cuidado en estas áreas. Entonces, los proveedores de cuidado infantil que proporcionan servicios a niños menores de 3 años, y también nuestros proveedores de intervención temprana que proveen servicios a bebés y niños pequeños con discapacidades y entran a ambientes de cuidado infantil. Entonces, había una gran, más o menos, a mi parecer en aquel tiempo, una brecha en la comprensión de dónde estamos en esta área, y realmente entender desde la perspectiva del profesional y la de la familia sobre lo que iba muy bien, qué eran algunos desafíos que todavía deberíamos superar, y qué eran algunas ideas sobre cómo sobrellevarlas.

Dra. Swartz: ¡Excelente! Entonces, parece que ha sido un viaje personal y profesional para averiguar más sobre este tema, en particular, las experiencias de bebés y niños de 1 y 2 años. Entonces, sabemos que el asistir al cuidado infantil es una experiencia común para bebés, niños pequeños y sus familias. Hablemos primero sobre las características del cuidado infantil de alta calidad para estos niños pequeños.

 Dra. Weglarz-Ward: Bueno, yo creo que el cuidado infantil de alta calidad, y obviamente se ha dado mucha atención al tema en, a los niveles estatales, y niveles nacionales, e investigación: ¿Qué es el cuidado infantil de alta calidad? Y hay muchas, sabes, cosas que podemos analizar. Y yo creo que para bebés y niños de 1 y 2 años, algunos de los componentes clave y singulares de esto, especialmente los niños pequeños con discapacidades, es que buscamos programas que sobre todo son lugares sin peligro, donde los padres y madres se sienten seguros ya que sus hijos estarán protegidos y se los cuidará bien. Y que también confían en las personas que proveen el cuidado de sus hijos.

Entonces, un componente de esta confianza es primero, no más tener una relación, que los directores y los dueños y los proveedores estén abiertos a relacionarse con las familias y aprender acerca de ellas. Y también, hay un componente de sentir confianza, la confianza profesional también. Entonces, ¿tienen la capacitación y la educación que a las familias les parece apropiada para cuidar de las necesidades de sus hijos? Para los niños con discapacidades específicamente, y los niños menores de 3 años, realmente quieres considerar también, las familias realmente quieren tener la coordinación entre estos servicios, sobre todo si los niños están en el cuidado infantil a jornada completa. Queremos que las familias puedan sentir que los profesionales pueden colaborar entre sí, y que la atención que proveen esté coordinada para que como familia no tengan que hacer más, que los profesionales ayuden con alguna parte de esa coordinación también.

Entonces, cuando analizamos, sabes, elementos de la calidad para familias que tienen hijos con discapacidades, es que realmente miramos algunas cosas, miramos, ¿tiene el programa mismo una filosofía de inclusión y de colaboración profesional con, entre el cuidado infantil y la intervención temprana y la educación especial? Y luego otros servicios disponibles. ¿Realizan los análisis del desarrollo en forma regular? ¿Acogen a las familias y toman en cuenta sus consejos a la hora de hacer planes? ¿Les interesa proveer adaptaciones en sus planes de lecciones? Y si tienen la capacidad de ser flexibles con las cosas, como mirar la alimentación y las siestas y los componentes del cuidado diario, además de lo de la instrucción para el desarrollo también, para corresponder a las necesidades de su hijo y su familia.

Dra. Swartz: Interesante. Entonces, realmente se trata de pensar en cómo estos grupos diferentes—bueno, los especialistas en intervención temprana, proveedores de cuidado infantil y padres—cómo colaboran para que todos estén conectados en cuanto a cómo quieren apoyar a aquel niño pequeño. Entonces, parece que la calidad no sólo tiene que ver con las oportunidades de aprender que se provee a los niños, o con los equipos, sino también las relaciones que los adultos y los niños van desarrollando. Entonces, yo sé que algunos niños entran al cuidado infantil con la diagnóstica de un retraso del desarrollo o una discapacidad. ¿En qué tipo de cosas deberían de pensar las familias en el cuidado infantil y los profesionales docentes a fin de ayudar a niños con discapacidades o retrasos del desarrollo a tener una experiencia exitosa en el cuidado infantil durante los primeros tres años de vida?

Dra. Weglarz-Ward: Bueno, creo que ya mencioné esto antes. Sabes, una cosa que, y cuando he hablado con las familias también, y esto se presenta además en la investigación, es que hay el elemento de evitar el peligro y el de estar cómodo con que el niño asista al programa y también que se lo incluya de maneras significativas en el programa. Entonces, no sólo si está presente físicamente, sino ¿se lo incluye también en las actividades? Y, sabes, ¿tienen acceso a varias partes del aula, diversos compañeros en su ambiente, varias actividades que se encuentran allí? Entonces, realmente hay que asegurarse de que las familias perciban que la inclusión relevante ocurra durante todo el día.

Y también cuando se busca un centro familiar, [ininteligible] con esto antes, un planteamiento basado en el equipo, y mirar para ver, sabes, la colaboración en conjunto con los padres y proveedores de cuidado infantil y padres con proveedores de E.I., y entre ellos y los proveedores de cuidado, es muy importante pensar en que entonces eso ayudará con algunos elementos de la inclusión, por ejemplo. ¿Cómo pueden colaborar para que haya inclusión con significado, que los niños se relacionen con sus compañeros, usen los materiales de maneras significantes, y leen libros, y esas interacciones, más o menos relaciones contingentes con esos cuidadores importantes, es muy importante.

Dra. Swartz: Entonces, estoy pensando en esta idea de la inclusión significativa y cómo pensamos en que “este es un ambiente en que el niño está bien integrado”. Tal vez las familias necesiten tener un sentido de pertenencia en el grupo, y también todos los profesionales que apoyan a aquel niño necesitan tener un sentimiento de integración e inversión en aquel ambiente de cuidado infantil y el éxito de aquel niño en el ambiente.

Dra. Weglarz-Ward: Sí, y lo importante de esta percepción de pertenencia, no sólo es para el niño sino también es para la familia. Entonces, asegurarse de que los familiares se sientan que ese es su sitio y que se los incluye allí también. Otro elemento es de, sabes, obviamente incluirlos en todas las actividades en que se incluya a todas las familias. Tal vez sea, sabes, el tiempo que pasan juntos al comienzo y al final del día, es tener, si se presentan eventos especiales, si se programan cualquier tipo de citas entre familias y profesionales, que se sientan incluidos y que forman parte de la comunidad del programa, es muy importante.

Y yo creo que otro componente de esto, también, es forjar más o menos una relación de confianza y respeto con las familias para que se sientan cómodos para compartir información sobre el desarrollo y los servicios de su hijo. Y esto puede ser las celebraciones que ocurran, un niño que se empuja hacia una destreza de desarrollo, que gozó mucho cuando estaba en casa, pero también los desafíos y las frustraciones que sienten, además. El hablar con los profesionales en el cuidado de niños, en muchos casos lo que pasa es que las familias ni siquiera se sienten cómodas para compartir información sobre la discapacidad o los retrasos del desarrollo de su hijo, y entonces por esto a los profesionales les parece que no pueden apoyar a esa familia tanto como quieren porque no más hay una cosa allí sobre la confianza, y del respeto.

Entonces, es necesario que las familias puedan tener la percepción que, “Este proveedor, todos los proveedores, están para apoyarme. Y no para juzgarme. Sí, y no juzgarme sino que quieran lo mejor para mi hijo y mi familia, que quieran encontrar la mejor manera de hacerlo”. Y para hacer esto necesitamos de alguna información, tenemos que abrir la comunicación, es muy importante que colaboremos.

Dra. Swartz: Entonces, parece que hay muchas mentalidades que podemos traer a este proceso de incluir a niños pequeños con retrasos del desarrollo y discapacidades en el cuidado infantil, y entre ellas hay una mentalidad de colaboración en equipo, una es la mentalidad de la comunicación abierta, y otra es una mentalidad de ser flexibles y poder hacer cambios, como sea necesario a fin de incluir exitosamente a aquel niño. Entonces, usted habló mucho sobre la comunidad de un programa de cuidado infantil, y yo sé que algunos niños están en ambientes basados en centros, algunos niños también están en ambientes basados en hogares. ¿Qué tipos de desafíos u oportunidades particulares crean estos ambientes diferentes para la inclusión de bebés y niños pequeños?

Dra. Weglarz-Ward: Sí, definitivamente hay varios tipos de ventajas y desafíos en los diversos tipos de programas y los dos pueden ser, sabes, plenamente inclusivos y significantes para las familias. Entonces, yo creo que para las familias, ante todo, es importante que escojan el tipo de programa que resulte mejor para su familia y con que se sienten más cómodos.

Y entonces, para los programas basados en centros algunas cosas que podrían ser ventajosas para la inclusión es que puedan tener más recursos para apoyarla, inclusive más empleados y más fondos para hacer cosas. Y una cuestión importante en esto es, el número de empleados afecta no sólo la proporción de niños a adultos, sino también la disponibilidad de, bueno, sustitutos del personal. Entonces, que los empleados, si tienen que asistir a una reunión del IFSP con la familia, o no más necesitan reunirse con ellos, o si tienen que asistir a una capacitación o entrenamiento para obtener más información sobre cierta estrategia que se está usando, o una tecnología que se está usando. Entonces, en los programas basados en centros tienen un poco más, por lo general, de personas disponibles para ser flexibles.

Dra. Swartz: Entonces, parece que para los programas basados en hogares puede haber también cosas diferentes en que las familias y los profesionales de intervención temprana tienen que pensar a fin de hacer posible la inclusión de un niño pequeño con retrasos del desarrollo o discapacidades.

Dra. Weglarz-Ward: Y los programas basados en hogares realmente pueden ser muy maravillosos porque normalmente son programas más pequeños, con grupos más pequeños, se ve más continuidad en el cuidado. Tienen el mismo proveedor de cuidado infantil que provee el cuidado para familias desde cuando tienen, sabes, 6 semanas de edad hasta que tengan 6 años o aún más. Entonces, esa es una oportunidad para realmente entablar y mantener relaciones entre familias y proveedores de E.I. y de cuidado infantil, que realmente pueden ayudar a apoyar la inclusión y abren mucho la oportunidad y presentan un contexto más íntimo para proveer más cosas como la instrucción individual o proveer recursos que van realmente enfocados a un ambiente más pequeño. Y yo comprendo que es lo que prefieran las familias, entonces algunas familias podrían preferir el ambiente basado en el hogar o podrían preferir un ambiente basado en un centro que tiene, sabes, diversas opciones disponibles.

Dra. Swartz: Sí. Entonces, en realidad pensamos en el niño dentro del contexto de la familia y satisfacer sus necesidades y ayudar a familias a escoger lo mejor para ellos, que es muy parecido a lo que diríamos en el caso de familias que tienen un bebé o niño pequeño de desarrollo típico. Todo eso son facetas importantes del cuidado infantil de alta calidad. Entonces, vamos a hablar un poco más sobre los servicios de intervención temprana y cómo encajan en el ambiente del cuidado infantil. ¿Cómo pueden los proveedores o los programas de intervención temprana ayudar a las familias y a los proveedores de cuidado infantil a apoyar a bebés y niños pequeños con discapacidades o retrasos del desarrollo?

Dra. Weglarz-Ward: Bueno, yo creo que para los proveedores de intervención temprana es muy importante entender eso y saber si esa familia tiene un niño inscrito en el cuidado infantil. Entonces, algunas familias reciben sus servicios en el ambiente de su hogar, pero el niño también asiste al cuidado infantil. Y luego algunas familias reciben sus servicios o sus visitas de E.I. en el ambiente de cuidado infantil también. Entonces, tenemos que pensar en, también, si una familia tiene un niño que asiste al cuidado infantil de todos modos, puede ser ventajoso considerar el incluir a aquel proveedor de cuidado de niños. Y podría ser quien sea—un amigo de la familia, vecino, cuidado basado en un hogar, proveedores de cuidado basados en centros—incluirlo en la conversación sobre la intervención temprana ya que en la intervención temprana lo que queremos hacer es no pensar en, sabes, nuestra visita de 15 minutos de E.I. como el único lugar del a intervención.

Lo que queremos hacer es utilizar estas estrategias que podemos aprender durante la visita de E.I., y queremos que el cuidador principal o el familiar y el proveedor de cuidado infantil usen estas estrategias durante el resto de las rutinas diarias, durante toda la semana. Entonces, en la intervención temprana decimos a menudo que la intervención en realidad es lo que pasa entre las visitas de E.I., no lo que pasa durante las visitas. Entonces, es importante que los proveedores de E.I. comprendan el contexto de la familia y disciernen cuál es el mejor lugar para hacer esas visitas de E.I., para apoyar a todos los cuidadores de esa familia.

Entonces, idealmente, queremos que hagan las visitas en ambos lugares, esto realmente es lo que queremos hacer, entonces, para una familia, si funciona bien que reciban sus visitas principalmente en el cuidado infantil, ¿hay una manera de tener una visita al mes en casa? O, ¿hay una manera de invitar a la familia a participar en la visita que ocurre en la guardería? Entonces, tenemos a los familiares, a los proveedores de cuidado de niños y los proveedores de E.I. en el ambiente de cuidado infantil. Eso sería excelente.

O en cambio, ¿hay una manera de incluir a las familias usando la tecnología o el video? Y, por supuesto, todas estas cosas que voy a decir, hay algunas cosas legales o logísticas que hay que hacer para asegurarse de obtener permiso para filmar algo, o para usar Skype o Facetime.  Pero hay maneras innovadoras ahora de incluir a las familias a través de la distancia si se le provee servicios a su hijo en una guardería. Y nuevamente si se los provee principalmente en casa, pero el niño sí va a la guardería en algún momento, sería bonito hacer una visita cada mes, y cada seis semanas en el lugar del cuidado infantil para, nuevamente, para asegurarnos de que hay algo de continuidad y constancia entre lo que el niño experimenta, y realmente entretejer algunas de estas estrategias en todas sus rutinas diarias.

Dra. Swartz: El niño vive en ambos lugares y aprende y crece en los dos lugares. En la guardería, puede ocupar mucho tiempo en la semana del niño. Sería triste omitir el ambiente de la guardería, y sería triste pasar por alto el ambiente basado en un hogar ya que sabemos que el niño aprende más y la intervención realmente ocurre entre las sesiones de intervención temprana. Entonces, ¿hay algo más que usted quisiera contarnos sobre el apoyar a niños menores de 3 años con discapacidades o retrasos en ambientes de cuidado y educación infantil?

Dra. Weglarz-Ward: Yo creo que una de las cosas más importantes, y creo porque la primera infancia realmente se basa en las relaciones, creo que una parte de la vida y realmente pensar en, para proveedores de cuidado infantil y de E.I., si tienes actualmente a niños inscritos en tu programa que reciben los servicios o no, es importante más o menos aprender sobre los diversos programas que existen en la comunidad y comprenderse unos a otros. Entonces, cuando llega un momento cuando sí tienes que, estás colaborando, o si actualmente estás colaborando, comprendes las varias perspectivas que se traen, las diversas expectativas que entran.

Entonces, ¿cómo se ve una visita de E.I. en un ambiente de cuidado infantil? ¿Cómo se ve en un ambiente de un hogar, también? ¿Y cómo son los diversos papeles de patólogos del habla y lenguaje y terapeutas ocupacionales, y terapeutas del desarrollo? Y entonces también para los proveedores de E.I. y las familias, ¿qué pasa en la guardería? ¿Qué son algunas, qué son la rutinas diarias? ¿Cómo son las maneras en que se entretejen diversas, sabes, formas de aprender entre diferentes áreas del desarrollo? ¿Qué son algunas cosas muy importantes que son, sabes, importantes en su planteamiento? Y los diversos papeles que varias personas tienen en esa guardería.

Entonces, cuando se reúnen, pueden comprenderse unos a otros y realmente aprovechar al máximo las relaciones y las rutinas juntas y las personas que están allí, que quieren colaborar. Entonces, no más queremos asegurarnos de proveer servicios que sean respetuosos para todas las personas implicadas. Y para lograrlo, todos tienen que conocerse, llegar a conocerse, y realmente colaborar con todos, focalizando en construir el equipo y el planteamiento centrado en la familia a fin de tener resultados muy fuertes para el niño al final.

Dra. Swartz: Entonces, eso es muy importante, que usted nos anime a enfocarnos en las relaciones y ver los recursos que cada persona trae a la conversación. Entonces, que los proveedores de cuidado infantil comprendan que los proveedores de E.I. tienen mucho para compartir, y que los proveedores de E.I. comprendan la realidad del cuidado infantil y las cosas maravillosas que ellos tienen para compartir también. Entonces, quiero darle las gracias por unirse a nosotros hoy. Esperamos con entusiasmo invitarla a volver al podcast en un futuro y tal vez hablar más profundamente sobre estrategias específicas y otros aspectos de incluir a bebés y niños de 1 y 2 años con discapacidades y retrasos en el cuidado infantil. ¡Muchas gracias!

Dra. Weglarz-Ward: ¡Maravilloso! Gracias.

Dra. Swartz: El sitio web del Proyecto Illinois Early Learning en www.illinoisearlylearning.org es la fuente de información basada en evidencia y de fuentes confiables acerca del cuidado y educación infantil para padres, madres, cuidadores y maestros de niños pequeños. Gracias por escuchar y por ayudar a los niños de su hogar, aula y comunidad a tener un comienzo fuerte a su aprendizaje durante la infancia.

Revisado: 2020

English title: Including Infants and Toddlers with Disabilities in Child Care