La auto-regulación. Fundamento del desarrollo

Sobre este recursoRevisado: 2019

English title: Self-Regulation: Foundation of Development

Duración del vídeo: 3:52

En este Momento de Aprendizaje Infantil se presenta una visión general de la sección La auto-regulación. Fundamento del desarrollo en las Normas de guía del aprendizaje infantil para niños entre el nacimiento y los 3 años de edad en Illinois. La auto-regulación se refiere a la manera de que los niños reciben información tanto de sus cuerpos como de su entorno, y cómo responden a dicha información.

La capacidad de regular las propias reacciones al mundo es el fundamento de todo el resto del desarrollo. La auto-regulación incluye la regulación fisiológica, la regulación emocional, la regulación de la atención y la regulación del comportamiento. La regulación fisiológica se refiere a la manera de los niños de manejar los procesos de su cuerpo, como los ciclos de dormir y estar despierto, comer y hacerse de cuerpo. La regulación emocional se trata de cómo los niños manejan sus sentimientos. La regulación de la atención tiene que ver con la capacidad de niños pequeños de determinar cuáles estímulos, como los sonidos o la luz, son los más importantes en que focalizarse. La regulación del comportamiento significa cómo los niños controlan sus reacciones con el cuerpo o la voz. Los niños pequeños utilizan al mismo tiempo todos estos sistemas diversos de autocontrol.

La capacidad de auto-regulación se va desarrollando durante los primeros tres años de vida, y los berrinches y el llanto son comportamientos normales en los niños. Los adultos toman el papel importante de responder a la conducta de los niños y guiarla; y esto se refiere como la corregulación.

Arreglar el ambiente para el éxito

En este video, aprendimos más acerca de cómo los adultos pueden apoyar el desarrollo de la auto-regulación en los bebés y niños pequeños.

Sub-secciones de Auto-regulación

  • Regulación fisiológica
    Los niños demuestran la capacidad emergente de regular sus procesos físicos a fin de satisfacer tanto sus necesidades internas como las demandas externas de acuerdo con los contextos sociales y culturales.
  • Regulación emocional
    Los niños demuestran la capacidad emergente de identificar y manejar la expresión de los sentimientos de acuerdo con los contextos sociales y culturales.
  • Regulación de la atención
    Los niños demuestran la capacidad emergente de procesar estímulos, enfocarse, mantener la atención y continuar participando con personas y objetos según los contextos sociales y culturales.
  • Regulación del comportamiento
    Los niños demuestran la capacidad emergente de manejar y ajustar sus comportamientos de acuerdo con los contextos sociales y culturales.

Auto-evaluación y reflexión

En este video se presentaron ejemplos de cómo los adultos podemos fomentar la auto-regulación en niños pequeños. Ahora, considere sus propias interacciones con bebés y niños menores de tres años y cómo podría apoyar el desarrollo de estas capacidades fundamentales.

¿En su espacio, se encuentran

  • Lugares donde los niños pueden hacer ruido, moverse y usar los cuerpos?
  • Lugares tranquilos donde los niños pueden descansar y ponerse tranquilos?
  • Asientos cómodos donde los adultos pueden tomar a los niños en brazos o mecerlos cuando están molestos?
  • La capacidad de ajustar las luces y la música con el fin de tranquilizar o sosegar a los niños?

¿Está usted listo/a a

  • Observar atentamente a niños y responder a su necesidad de apoyo?
  • Hablar con niños pequeños y contar los sentimientos que podrían estar experimentando, según las observaciones de usted?
  • Reflexionar sobre sus propias reacciones ante el comportamiento de los niños para que pueda saber cuáles maneras de responder son más aptas para cierto niño?